Una historia para dominarlas a todas

La relación entre la Tierra Media y los videojuegos es una de las más antiguas de este mundillo. Ya en la época de los ordenadores de 8 bits era uno de los temas favoritos de los jugadores. Las revistas de la época solían incluir el listado de pequeños juegos desarrollados por los lectores, que uno tenía que teclear pacientemente, y el Hobbit y El Señor de los Anillos eran fuentes habituales para el argumento o la ambientación de aquellos juegos. En especial eran bastante abundantes las adaptaciones de los libros en forma de aventura conversacional, que en aquella época eran bastante populares, y al menos en una primera aproximación parecían más fáciles de programar que un juego de acción.

Sigue leyendo